Prince of Persia: Las arenas del tiempo

Prince of Persia: Las arenas del tiempo

TÍTULO ORIGINAL Prince of Persia: The Sands of Time

PRODUCCIÓN Estados Unidos - 2010

DURACIÓN 116 min.

PÚBLICOTodos los públicos

ESTRENO21/05/2010

DIRECTORES

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Esperaba poco de una película basada en un videojuego y dirigida por Mike Newell. El veterano productor Jerry Bruckheimer (Armageddon, La Búsqueda, Piratas del Caribe), lo que sabe hacer -que no es poco- es cine entretenido y taquillero. Así las cosas, lo que quedaba era sentarse y pasar un rato divertido. Y no es difícil.

La película no tiene pretensiones. Hay una historia que empieza como un cuento, casi con el érase una vez… que justifica que todo lo que vamos a ver tiene la lógica narrativa de las leyendas.

Como pasaba en la saga Piratas del Caribe (son primas-hermanas), la película es totalmente Disney, clásica en sus hechuras, casi de manual. Una pareja de guapos y simpáticos protagonistas que se odian cordialmente; un malo malísimo y otro malo tontorrón y pícaro (Alfred Molina) que protagoniza una secuencia hilarante a costa de unos avestruces; efectos visuales a todo trapo. La música de Gregson-Williams no para un minuto, imitando sin empacho los clímax de las grandes películas ambientadas en el desierto. El reparto asume la película sin complejos, con soltura y eficacia.

Tiene esta cinta de género los ingredientes de la receta tradicional del cine de aventuras: historia de amor, batallas, peleas, persecuciones, cartón piedra, moraleja y final feliz.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares