Kristen Wiig –coguionista de esta historia– interpreta a Annie, una mujer encantadora, pero inestable y de muy mal humor. Casi todo le ha salido mal en la vida: su pequeño negocio ha quebrado, su novio la ha plantado y ahora malvive en una habitación alquilada a una extraña pareja británica; tiene un modesto empleo que no le gusta, y mantiene relaciones sexuales con un individuo más bien odioso. La película comienza cuando Lillian, su mejor amiga, anuncia su próxima boda. Naturalmente, Annie espera ser la dama de honor y organizar la boda, pero la aparición de Helen (Rose Byrne), una nueva amiga de Lillian, perfecta en todo, amenaza con frustrar sus expectativas. La boda de mi mejor amiga, producida por Judd A ...

Contenido oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Funcionalidad exclusiva para suscriptores de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres suscriptor conéctate a tu cuenta para poder comentar. Si aún no lo eres, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Para aceptar las cookies pulse el botón de aceptación. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.