De cómo la eutanasia se ríe de las líneas rojas

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 7m. 32s.
foto
En negro sobre blanco y sin disfraces argumentativos: un médico holandés, Bert Keizer, que realiza eutanasias en una clínica especializada –el Expertisecentrum Euthanasie– en La Haya, admite claramente en un artículo que haber aprobado la eutanasia en su país, en 2002, ha conducido a una pendiente resbaladiza que permite traspasar más y más líneas rojas. “Sucedió –dice Keizer– lo que nuestros colegas británicos habían predicho años antes (…): aquellos que se embarcan en la eutanasia se aventuran por una pendiente

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares