arton2037

La acusación

AUTOR

TÍTULO ORIGINALGobal

CIUDAD Y AÑO DE EDICIÓNBarcelona (2017)

Nº PÁGINAS256 págs.

PRECIO PAPEL19,95 €

PRECIO DIGITAL11,99 €

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

En 2013, un joven desconocido consiguió sacar de Corea del Norte el manuscrito de un escritor del que no se ha revelado su nombre por motivos de seguridad. Solo se sabe que nació en 1950 y pertenece al Círculo de Escritores Coreanos. El manuscrito contenía un conjunto de poemas y siete relatos, que son los que ahora se publican y que han tenido una importante repercusión internacional, pues no abundan los libros escritos por disidentes que siguen viviendo en Corea del Norte, un país absolutamente hermético.

Se calcula que en Corea del Sur hay unos 25.000 refugiados norcoreanos. Muchos de ellos consiguieron escapar del país a través de la frontera con China, experiencias que cuentan por ejemplo dos libros recientes sobre la vida en Corea del Norte, La chica de los siete nombres, de Hyeonseo Lee, y Evasión del campo 14, de Blaine Harden, con el testimonio de Shin Dong-hyuk, un preso nacido en un campo de concentración y que consiguió evadirse en 2005.

Los siete relatos que figuran en La acusación, escritos entre 1989 y 1997, se refieren a la vida en Corea en la década de los noventa, antes y después de la muerte del Gran Líder Kim Il-sung en 1994, que provocó un cataclismo, como describe uno de estos relatos. En ellos, se cuentan escenas de la vida cotidiana en un país totalitario donde resulta abrumador el culto a la personalidad del líder (como ya sucedió en la Unión Soviética y en China), el adoctrinamiento y el control absoluto de la población. Bandi emplea situaciones muy cotidianas que describen la vida normal y corriente, utilizando una sutil ironía para criticar los mecanismos absurdos del poder comunista, parecidos a los que utilizaron en su momento otros grandes dictadores como Stalin y Mao.

Los relatos cuentan el peso del Partido Comunista, el dominio que se ejerce sobre la vida privada, la falta de libertad incluso para viajar a visitar a una madre enferma, la losa del pasado, las sucesivas hambrunas, la fe ciega de muchos ciudadanos de a pie en la causa comunista, la constante represión que existe en el país contra los enemigos del Partido y los posibles disidentes, el anhelo de huida…

Son relatos sencillos, realistas, familiares, donde el régimen queda en evidencia por la arbitrariedad de sus actuaciones, ciertamente ridículas. En un poema final dirigido al lector, Bandi dice que vive como un autómata y que ha escrito estas historias “no animado por el talento / sino por la pura indignación”.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares