·

9788426418005

Cómo cambiar tu vida con Sorolla

EDITORIAL

CIUDAD Y AÑO DE EDICIÓNBarcelona (2023)

Nº PÁGINAS264 págs.

PRECIO PAPEL18,90 €

PRECIO DIGITAL8,99 €

GÉNERO

Se cumple el primer centenario del fallecimiento de Joaquín Sorolla (1865-1923), pintor valenciano que revolucionó el mundo de la pintura en su tiempo y cuyo prestigio no para de crecer. En general, se destaca de su pintura su capacidad para reflejar la cambiante y luminosa tonalidad de la costa levantina, las vidas sencillas de sus gentes, su maestría para el retrato y su obsesión por captar los efectos del sol y del color en la naturaleza. En total, se conservan de Sorolla unos 10.000 dibujos y 4.000 óleos, acuarelas y gouaches.

Para conmemorar el centenario y llamar la atención sobre su figura, César Suárez ha escrito un original libro que huye de la clásica biografía y pretende destacar de manera caleidoscópica los principales rasgos del valenciano, además de tener muy en cuenta el contexto cultural y geográfico en el que se desarrolla su trabajo. Suárez también resalta su ambiente familiar, de manera muy especial la relación con Clotilde, su mujer, una de las claves de la estabilidad emocional de Sorolla y del anclaje a su tierra y a sus gentes.

Tras una infancia dura (se quedó huérfano de padre y madre a los dos años por una epidemia de cólera), Sorolla deja el taller de cerrajería en el que trabajaba a los 15 años y comienza a formarse como pintor al tiempo que colabora en el estudio del fotógrafo Antonio García Peris, padre de su futura mujer. En esta etapa, son fundamentales sus viajes a Madrid para ver los cuadros de Velázquez en el Museo del Prado y su posterior estancia en Roma.

Como tantos otros pintores de su tiempo, viajó a París para darse a conocer, entrar en contacto con las corrientes vanguardistas del momento (la influencia del impresionismo es determinante) y entablar relación con pintores que, como él, buscaban abrirse camino. París es una etapa clave de su vida, pero a diferencia de otros artistas contemporáneos, que se labraron en la capital francesa una leyenda bohemia, Sorolla se dedicó a trabajar de manera compulsiva, como por otra parte hizo durante toda su vida. No se encontraba cómodo en esos ambientes, como escribió: “No es para mis gustos ese traqueteo superficial y glotón, mezcla de grandes miserias y grandes locuras”. En París tiene lugar su consagración internacional como pintor y su fama como retratista, que lo convirtió en el pintor favorito de ricos hombres de negocio y aristócratas, muchos de ellos de América del Sur.

En 1910 conoce a Archer Huntington, el presidente de la Hispanic Society, quien organiza una exposición de su pintura en 1911 en Nueva York, que fue un éxito absoluto. Para la nueva sede de la Hispanic Society, Huntington encarga a Sorolla la realización de un mural de 70 metros de longitud por casi tres metros de altura con pinturas dedicadas a las regiones y costumbres de España. Sorolla dedicó a este proyecto siete años, en los que recorrió España para buscar localizaciones para sus pinturas en directo. Fueron años muy intensos y duros, que afectaron posteriormente a su salud. En 1920 sufrió una hemiplejía y falleció en 1923.

El libro de Suárez, muy bien escrito, con muchas anécdotas, con ingeniosas intuiciones y recreaciones, analiza detenidamente algunas de las facetas de la vida y la pintura del pintor valenciano, como sus amistades (Mariano Benlliure, Pedro Gil Moreno de Mora, Aureliano de Beruete, Blasco Ibáñez), su distante relación con los miembros de la generación del 98, su optimista visión de la historia de España, su rechazo a la España negra de Zuloaga y Darío de Regoyos (aunque hay algunos cuadros que se acercan a esta tendencia), sus luminosas ideas sobre la pintura… Desde muy joven, lo tuvo muy claro: “Voy a lo mío, que es la pintura”. Y eso es lo que este ensayo quiere sobre todo subrayar: la obsesión de Sorolla por perseguir lo imposible: pintar la atmósfera. Y también el reflejo en las rocas de la costa de las aguas del mar, el movimiento y el color evanescente de la espuma en su contacto con las playas del Mediterráneo, los rayos del sol en los animales y en las personas…

Contenido exclusivo para suscriptores de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres suscriptor conéctate a tu cuenta. Si aún no lo eres, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.

Funcionalidad exclusiva para suscriptores de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres suscriptor conéctate a tu cuenta para poder comentar. Si aún no lo eres, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.