Regreso a Normandía

Guión: Nicolas Philibert. Documental.113 min. Adultos.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Cinco años después de triunfar con su excelente documental Ser y tener, el francés Nicolas Philibert se muestra disperso en Regreso a Normandía, deslavazada exposición donde rememora con nostalgia el rodaje de una película de 1975 donde participó como ayudante de dirección. Yo, Pierre Riviére, habiendo matado a mi madre, mi hermana y mi hermano…, dirigida por René Allio rememoraba un parricidio múltiple que tuvo lugar en 1835 en un pueblo de Normandía.

La película ofrece sentidos homenajes cinéfilos, reflexiones interesantes sobre la maldad y la locura, y emotivos testimonios de los protagonistas (no profesionales) de la película de Allio, algunos de gran valor humano, y gratamente sorprendentes, como el del protagonista Claude Hébert. Además, la trama está muy bien envuelta por una bella banda sonora. Pero el conjunto se dispersa y alarga demasiado, y aprieta poco en los numerosos temas interesantes que esboza. Se queda así lejos de la arrebatadora sencillez de Ser y tener y del intenso lirismo de Innisfree, la película de José Luis Guerin, que también reflejaba la huella dejada en un pueblo por el rodaje de una película (El hombre tranquilo, de John Ford).