Una buena idea

Antonio Álamo

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Planeta. Barcelona (1998). 250 págs. 2.700 ptas.

La trayectoria de Antonio Álamo (Córdoba, 1964) llama la atención por su calidad: una novela más, un libro de cuentos y un par de obras teatrales le han valido los premios Tirso de Molina y Marqués de Bradomín de teatro, el Lengua de Trapo de novela y ser finalista del Premio Nacional de Literatura.

Una buena idea es el diario de un chico de 12 años que quiere ser escritor. En él relata una temporada breve e intensa de su vida. Las peripecias de Güili hacen recordar esos momentos singulares de la primera adolescencia, llenos de perplejidad ante el comportamiento de los adultos, de sentimientos limpios y proyectos de apertura al mundo. Momentos donde juegan un papel fundamental la familia y la amistad y donde las influencias dejarán huellas para siempre. El libro relata pequeñas tragedias familiares y escolares, el inicio de un sentido literario de la existencia, el primer amor.

Lo más conseguido, el estilo. La prosa directa y verosímil transmite eficazmente una deliberada intención de simpleza expresiva y el tono de ensimismamiento propio de un diario. La voz elegida es en todo momento coherente, también con la de un aprendiz de escritor, que emplea de modo impreciso y exagerado, en todas sus variantes de género y número, con oportunidad o sin ella, palabras que ha oído y le parecen cultas. Esto redunda en otro de los aciertos del libro, su carácter cómico.

El libro plantea algunas situaciones desordenadas y negativas pero no hay un toma de posición clara. Con algún detalle grosero, se da una imagen algo naturalista de la sexualidad. Ni por los temas planteados ni por su resolución alcanza la talla de gran novela, pero hay que aplaudir el acierto del estilo y el buen rato que proporciona su lectura.

Javier Cercas Rueda

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares