Lejos del planeta silencioso

AUTOR

TÍTULO ORIGINALOut of the Silent Planet

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Encuentro. Madrid (1994). 194 págs. 1.600 ptas.

El conocido ensayista y filólogo inglés C.S. Lewis (1898-1963) es autor también de obras de ficción. Entre ellas destacan las Crónicas de Narnia (Alfaguara), espléndidos relatos infantiles y juveniles de fantasía; y la Trilogía de Ransom, serie de novelas de ciencia-ficción, cuyo primer libroes Lejos del planeta silencioso, escrito originariamente en 1938. La editorial Encuentro ya editó el año pasado la segunda novela de esta trilogía, Perelandra (ver servicios 45/87 y 144/93).

En Lejos del planeta silencioso, Lewis juega con una doble ficción que intenta dar verosimilitud a un texto de suyo inverosímil. Un profesor universitario, el Dr. Ransom, se ve envuelto contra su voluntad en un extraño viaje a un planeta desconocido, Malacandra. Es un nuevo mundo de exuberante belleza, habitado por tres razas y por seres supranaturales (los ediles, semejantes a ángeles; Oyarsa, que es quien gobierna con su bondad el universo, etc.). La variedad de tipos y escenarios nunca imaginados por un ser humano dan a la obra una gran plasticidad y riqueza descriptiva.

Pero sin duda lo más sobresaliente de la novela es su sentido alegórico. Aunque Lewis debe mucho, y así lo afirma, a H.G. Wells, sin embargo su novela desborda los estrechos límites de la pura ciencia-ficción. Todo lo que su prodigiosa imaginación es capaz de crear, va más allá del mero deleite estético, traduce siempre un significado más profundo, sugiere una lectura más “intelectual”. Así, el contacto con el nuevo planeta permite desarrollar, por comparación, reflexiones en tornoa temas como el sinsentido de la promiscuidad humana, el mal, la autosuficiencia del hombre, el intento de esquivar la realidad espiritual o el dejar “pasar inadvertido lo que es realmente grande”.

En fin, un retablo de ideas sugerentes que se entretejen de un modo amable, en forma de reflexiones o de deliciosas conversaciones entre seres de planetas distintos.

Begoña Lozano