La mirada del otro

Fernando G. Delgado

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Planeta. Barcelona (1995). 298 págs. 2.200 ptas.

La mirada del otro, premio Planeta 1995, cuenta las peripecias sentimentales de Begoña Martínez, una profesional acomodada e independiente, representante de la alta burguesía madrileña. El libro, escrito en forma de diario, deja constancia de sus pensamientos y acciones a lo largo de tres difíciles años de su vida, de los 37 a los 40.

Aunque en su diario Begoña habla también de su familia, de sus conflictos laborales y de sus cambiantes estados de ánimo, el tema central son sus inquietudes sexuales, que alcanzan en la novela tintes paranoicos y enfermizos. El diario es para Begoña como una terapia, igual que sus frecuentes y estériles visitas al psiquiatra, en las que bucea en episodios de su pasado para intentar explicar su actual manera de ser. Estos recuerdos siempre están relacionados con sus aventuras eróticas, en especial con su primer encuentro sexual a los quince años con Ignacio, el padre de su mejor amiga.

Más tarde, se casa con Daniel. Sin embargo, el matrimonio no le da estabilidad, pues para ella la infidelidad es el mayor atractivo. Ya casada, recupera su amistad con Ignacio. Todo esto coincide con el descubrimiento por parte de Daniel del diario de Begoña, lo que le lleva a adentrarse en la compleja psicología sexual de su mujer, cada vez más obsesionada con buscar nuevas experiencias, cuanto más marginales y morbosas, mejor.

Formalmente, la novela es un pastiche. Tanto el estilo como el ritmo de la narración se alejan del tono intimista que requiere un diario. Además, la novela es una oferta de tópicos manidos, aderezados con toques psicologistas. Los personajes resultan falsos, literarios, poco profundos, previsibles.

Adolfo Torrecilla

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares