La casa de los mangos azules

TÍTULO ORIGINALThe House of Blue Mangoes

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Anagrama. Barcelona (2003). 569 págs. 22 €. Traducción de Damián Alou.

La casa de los mangos azules es la primera novela que publica David Davidar, editor y uno de los fundadores de la prestigiosa Penguin Books India. En línea con la reciente literatura india, el autor elabora un testimonio de su país a partir de una saga familiar.

Chevatar es un pueblo imaginario del sur de la India. Allí se desarrolla la vida del clan Dorai, cuya cabeza, Solomon Dorai, es un importante líder de la localidad. Su hijo primogénito, un muchacho intelectual llamado Daniel, es enviado a estudiar en la universidad y consigue triunfar con sus logros farmacéuticos. A la muerte de su hermano, que se ha convertido en revolucionario independentista, Daniel regresa a Chevatar acosado por el remordimiento con el fin de recuperar el liderazgo de los Dorai.

La casa de los mangos azules se divide en tres libros de desigual brillantez. El primero está muy logrado y podría tratarse como una novela independiente: en él se describe la vida cotidiana de Chevatar y la de su líder, Solomon, cuya misión será defender el orgullo de su casta sin provocar una guerra civil. El segundo libro decae en intensidad, hasta que el nivel de la obra se eleva en la tercera parte, protagonizada por el nieto de Solomon, un joven terco y emprendedor que siente admiración por los ingleses. Davidar intenta abarcar en su libro la India de la primera mitad del siglo XX: su convulsa historia política, el enfrentamiento entre tradición y modernidad, la fuerza del concepto familiar indio, el sistema de castas, las relaciones entre los nativos y los colonos ingleses…

Para ser una primera novela, hay que reconocer que el autor se ha puesto el listón de intenciones muy alto y ése sea, quizás, su mayor problema. La casa de los mangos azules avanza a trompicones en algunos largos pasajes y el intento de hacer un mapa exhaustivo de la India ralentiza el ritmo en ocasiones. La novela crece cuando los personajes se convierten en verdaderos protagonistas de la historia y alrededor de ellos se teje sutilmente el paisaje de las costumbres y la sociedad indias. En cualquier caso, este libro es una vasta enciclopedia social y política del subcontinente indio a lo largo de una fundamental época de su historia.

Agustín Alonso-Gutiérrez

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares