El regreso

Anagrama. Barcelona. (2007). 363 págs. 19,50 €. Traducción: Rosa Pilar Blanco.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Los abuelos de Peter Debauer se ocupan en Suiza de la edición de una colección de novelitas populares. Peter pasa con ellos los veranos y puede usar el papel de las pruebas de imprenta por la otra cara. Así conoce la historia de Jung, soldado alemán que vuelve de Siberia y que se encuentra que su mujer está acompañada de dos niñas… y de otro hombre. Faltan las páginas del final del relato. Cuando Peter crece, la semilla de esa historia inconclusa le empuja a investigar, lo que le llevará a descubrir cosas sobre su propia vida y la su padre.

Como hizo en El lector, Schlink reflexiona sobre el periodo del nacionalsocialismo. El argumento resulta barroco y algo descompensado. Hay varias líneas superpuestas de “regresos”: el de Ulises, telón de fondo que recorre toda la historia; el de Jung, y el del propio narrador hacia su condición de hijo en busca de un norte para su vida. La vida sentimental de Peter es de chiste: ama a una mujer casada que en el fondo espera a su marido, vive con el hijo de una ex-novia que le ha abandonado y se dedica al vagabundeo sexual porque piensa que así imita a Ulises.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares