El libro negro de los cuentos

Alfaguara. Madrid (2007). 216 págs. 18,50 €. Traducción: Susana Rodríguez-Vida.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Nacida en Inglaterra en 1936, A. S. Byatt dejó la docencia de Arte y Literatura para dedicarse exclusivamente a la escritura cuando su novela “Posesión” ganó el Premio Booker en 1993. Hoy cuenta con un sólido prestigio en las letras inglesas.

Los cinco cuentos largos que componen este libro descubren a una narradora sugerente y a una prosista de poderosos recursos. Ha pretendido Byatt revisitar el género gótico de origen romántico, conservando aquellos procedimientos descriptivos -atmósferas desasosegantes, personajes solitarios y excéntricos, intervenciones mágicas que marcan el desarrollo y final de los relatos-, pero adaptando los argumentos a asuntos más contemporáneos.

Las historias de “El libro negro de los cuentos” presentan argumentos muy variados y originales, que producen más inquietud que pánico. Sabiamente, no se limitan a la consecución del patetismo sino que lo usan como vehículo para el análisis psicológico o la reflexión moral, a propósito de temas como la identidad, la afectividad o el miedo. Otras veces, es la pura recreación verbal de las esmeradas descripciones la que justifica su prosa.

Dos niñas se refugian en un bosque durante la guerra y asisten a una visión aterradora que marcará sus destinos paralelos; una mujer se convierte en piedra y pasa a formar parte de la mitología islandesa de la mano de un escultor autóctono; un anciano conversa con el fantasma juvenil de su mujer ya demente; un médico educado en el catolicismo se empeña, contra la opinión de todo su entorno, en que nazca su bebé “accidental”, fruto de una relación esporádica sin sentido con una joven que prefiere el aborto y que puede morir en el parto (aun con alguna explicitud sensual, es el mejor relato literario que yo he leído sobre un caso de aborto resuelto con valeroso desprecio de los criterios progresistas).

Estos cuentos, aunque de valor desigual, acreditan a una narradora experta, hábil administradora de la tensión dramática y dueña de un estilo rico que brilla especialmente en las descripciones. En estos cuentos de misterio pero verosímiles al tiempo, Byatt cultiva una literatura de sugerencias más que de certezas, de una sensibilidad humana y léxica ciertamente notable.

Jorge Bustos Táuler

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares