Aeropuerto de Funchal

Seix Barral. Barcelona (2009). 192 págs. 17,50 .

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Ignacio Martínez de Pisón (Zaragoza, 1960) es autor de una ya sólida trayectoria literaria, con buenas novelas, libros de relatos y hasta ensayos biográficos e históricos, como Enterrar a los muertos.

Aeropuerto de Funchal lo forman ocho relatos, cuatro inéditos y cuatro que proceden de sus libros anteriores: Alguien que te observa en secreto (1985), El fin de los buenos tiempos (1994), Nuevo plano de la ciudad secreta (1992) y Foto de familia (1998).

El objetivo de esta antología, explica el autor en una nota final, es “hablar del escritor que soy, y no del que fui antes de llegar a ser el escritor que soy”. Esta declaración de principios determina los relatos seleccionados, pues el Martínez de Pisón actual está más cerca de los principios estéticos de Chéjov que de los de Poe, cuya huella en la concepción de fantasía y suspense es evidente en sus primeros títulos.

Cuando Martínez de Pisón carga la mano en la estampa costumbrista, con mucho peso de la sociología, acierta a retratar curiosos tipos humanos que arrastran sin dramatismos una tragedia, una desorientación vital o un momento clave en sus vidas, como sucede en Foto de familia, La hora muerta de los pájaros, Los nocturnos, El ramo más grande de Valladolid (construido éste con elementos un tanto descarnados y morbosos).

Hay algunos que se basan en una divertida anécdota, como Boda en el Hotel Colón, o en insólitos rasgos del carácter de algunos personajes, como El filo en sus ojos, que acaban sin embargo por diluirse.

Siempre hay un perro al acecho remite a esa vena fantástica de la que el autor ha querido posteriormente prescindir.

Aeropuerto de Funchal, que es el último relato y da título al libro, ejemplifica ese acercamiento a la capacidad de Chéjov de describir, con piedad, complejos sentimientos humanos de personajes desorientados y desubicados.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares