Beda Docampo Feijóo

19.Oct.2007
La historia, cien veces contada, de un adulto egoísta que cambia al tener que ocuparse de un niño, vuelve demostrar su fuerza gracias al buen trabajo del actor Darío Grandinetti.