Alemania abre sus puertas a expertos informáticos extranjeros

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Debido a la falta de personal cualificado, Alemania abrirá sus puertas a expertos informáticos y de telecomunicaciones procedentes de fuera de la Unión Europea. Según una ley que entró en vigor el mes pasado, 20.000 extranjeros recibirán permisos para trabajar en estos sectores tan importantes para la economía actual. En un primer momento se permitirá la entrada en el país a 10.000 y después, en función de las necesidades de las empresas alemanas, se seguirán concediendo permisos de trabajo hasta alcanzar la cifra tope estipulada.

Para acceder a una de las llamadas green cards (como se denominan en Estados Unidos), los extranjeros deberán tener una titulación que les capacite para desempeñar una profesión en el área de la informática o de las telecomunicaciones, o recibir una oferta de trabajo con un sueldo anual superior a 100.000 marcos. Los permisos de trabajo tendrán una duración de cinco años prorrogables, y dentro del plazo los profesionales podrán cambiar de empleo en el sector siempre que lo deseen. En las dos primeras semanas de agosto se concedieron más de 700 permisos de este tipo, la mayoría a inmigrantes procedentes de la India, Pakistán y Europa del Este, por lo que el gobierno cuenta con que los 10.000 primeros se agoten antes de que finalice el año.

Para agilizar los trámites y la búsqueda de trabajadores, la oficina de empleo ha puesto una página en Internet (www.arbeitsamt.de) por la que ya han entrado más de 8.000 curricula vitae. Las autoridades se han comprometido a emitir los permisos de trabajo en el plazo de una semana desde que se presente la documentación. “Las oficinas de empleo decidirán en cada caso concreto, de manera rápida y sin burocracia, si se puede otorgar la green card al solicitante extranjero”, aseguró el presidente de la Oficina Federal de Empleo, Bernhard Jagoda.

El debate en torno a las green cards fue iniciado a finales de febrero por el mismo canciller federal, Gerhard Schröder, durante la última edición de la feria de informática y telecomunicaciones CeBIT, que cada año se celebra en la ciudad de Hannover. El gobierno calcula que en estos sectores económicos hay unos 75.000 puestos de trabajo que no pueden ser cubiertos con los licenciados procedentes de las universidades y escuelas técnicas alemanas.

Por otra parte, estudios recientes han revelado que los inmigrantes cada vez pueden acceder a mejores puestos de trabajo en Alemania. “El tópico de que los extranjeros son empleados sobre todo en la construcción y en la recogida de basuras ya no es cierto”, asegura el Instituto de la Economía Alemana, con sede en Colonia. Esto se debe principalmente a la mejora del nivel de formación y a los cada vez mejores conocimientos del idioma entre los extranjeros que residen en el país. Gracias a ello, muchos inmigrantes pueden trabajar en sectores a los que hace 20 años no podían acceder sus antecesores, concluye el Instituto.

Vicente Poveda

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares