Francia: en medio siglo, la duración del trabajo disminuyó un 22%

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 2m. 9s.

Desde el fin de la segunda guerra mundial, la duración anual del trabajo en Francia ha pasado de 1.950 horas a 1.520 hoy, es decir, una baja del 22%. El descenso es consecuencia de que se trabajan menos horas a la semana y hay más vacaciones pagadas al año. El último cálculo del Instituto de Estadística señala que la semana laboral ha disminuido cinco horas entre 1965 y 1982, si bien desde 1983 la disminución es más lenta. Sin embargo, otras encuestas señalan que esta tendencia no se cumple en el caso del personal directivo.

En todos los países desarrollados la duración anual del trabajo ha disminuido desde 1960, y ahora oscila entre 1.500 y 1.800 horas anuales, a excepción de Japón, que supera las 1.900. Precisamente en Japón la disminución ha sido especialmente rápida: desde 1989 se ha reducido en casi 175 horas anuales el tiempo laboral (-8,9%), según datos del congreso sobre tiempo de trabajo organizado por el Instituto sindical europeo.

En Francia, el informe del Instituto de estadística distingue tres periodos. Desde el final de la segunda guerra mundial hasta mediados de los años 60 se mantuvieron las horas anuales de trabajo, pues el aumento de la semana laboral compensó la introducción, en 1956, de la tercera semana de vacaciones pagadas. En una segunda época -mediados de los años 60 hasta el principio de los ochenta-, las horas de trabajo anuales disminuyeron un 1% al año, en total, casi cinco horas semanales. Junto a la reducción de la semana laboral se generalizó la cuarta semana de vacaciones pagadas en 1969. Más tarde, en 1982, se instauró el paso a la semana laboral de 39 horas y la quinta semana de vacaciones pagadas. A partir de entonces el número de horas de trabajo disminuye muy levemente.

Según el mismo Instituto, en estos periodos se ha nivelado un poco más el tiempo de actividad por sectores y, dentro de un mismo sector, entre categorías profesionales. Pero la negociación del tiempo laboral “se ha desplazado del Estado a las ramas profesionales, e incluso las empresas”.

Estos datos contrastan con los de otra encuesta del sindicato UCC, que agrupa a ingenieros y ejecutivos franceses. Según UCC, la mitad de los ejecutivos trabajan más de 46 horas semanales; el 23% de éstos dedican a la empresa de 46 a 50 horas por semana; el 26%, de 51 a 60 horas; y sólo un 9,9% de ellos trabajaban las 39 horas semanales “reglamentarias”. La encuesta se realizó entre 1.003 ejecutivos, de los que el 69% trabajaban en el sector público.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares