Un jardín en Badalpur

TÍTULO ORIGINALLe jardin de Badalpour

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El Taller de Mario Muchnik. Madrid (1998). 464 págs. 2.950 ptas. Traducción: Esther Benítez.

Tras el éxito obtenido hace años con De parte de la princesa muerta (ver servicio 147/88), historia romántica y trágica de una bella descendiente de los sultanes turcos, Kenizé Mourad vuelve ahora a revivir aquel tema, pero desde la perspectiva de la hija de aquella heroína.

Nacida en París en plena segunda guerra mundial, no conoció a su padre, el rajá de Badalpur, hasta contar veintiún años de edad. Mientras tanto, su infancia y juventud transcurren de modo más bien triste, en colegios y familias adoptivas de la capital francesa. Incluso cuando llega a la India, ansiosa de hallar por fin sus raíces familiares y un hogar permanente, la realidad no tiene que ver con lo que esperaba. Educada como europea, lleva mal el modo en que los indios musulmanes tratan a las mujeres. Su padre, despojado de tierras y títulos tras la independencia de la India, es bastante pobre, y sus hermanastros, hijos de una segunda esposa, la aceptan con reservas. Al paso de los años, nunca encontrará un lugar al que pertenecer, debido a su mestizaje racial y cultural.

La novela, muy distinta de su antecesora, no tiene nada de cuento oriental de Las mil y una noches, sino que se centra en problemas tan duros y prosaicos como la xenofobia racial, religiosa o social, la intolerancia y la discriminación contra la mujer. Los rechazos de la joven luchadora, inclinada por el feminismo islámico y en abierto desacuerdo con el catolicismo de su infancia francesa, son más patentes que sus preferencias ideológicas. El planteamiento narrativo, entre el periodismo y la novelística, es poco imaginativo y adopta más bien un tono de denuncia y alegato, acorde con el hecho de que la protagonista y narradora fue en París una activista de izquierdas. Pese a lo variado de la acción y a los continuos cambios de escenario, la obra no acaba de cuajar en una lectura interesante, porque su temática es demasiado amplia y dispersa.

Pilar de Cecilia

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares