Moda y valores. El desafío de lo nuevo

Ediciones Internacionales Universitarias. Madrid (2009). 217 págs. 15 €.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Frívolo, efímero o superficial son algunos de los adjetivos que generalmente vienen a la mente cuando se habla del mundo de la moda. Sin embargo, los valores que rodean la moda y su relación con la identidad humana era ya una preocupación de los clásicos. En la “Oración de los dioses”, por ejemplo, Platón hace decir a Fedro: “Otórgame la belleza interior y haz que mi exterior trabe amistad con ella”.

En la época hipermoderna que vive nuestra sociedad contemporánea, la moda ha pasado a formar parte de la cultura popular y cada vez tiene mayor trascendencia social y económica. Ya no se considera únicamente como un show frívolo e irreal, sino que cada vez más gente ha empezado a preocuparse por las causas y consecuencias de las tendencias, la razón de algunas modas y el efecto que pueden tener determinados diseños o estereotipos en los cánones de belleza y en la sociedad. El libro Moda y valores pretende retomar ese espíritu reflexivo para abrir caminos que revelan los valores que encierra el laberinto de la moda y establecer un punto de partida para conseguir la armonía entre el cuerpo y el espíritu que ya anhelaban los clásicos.

Escrito y editado por Josefina Figueras, que cuenta con una larga trayectoria en el periodismo de moda, y en colaboración con otros autores, el libro se divide en dos partes. La primera recoge numerosas entrevistas a algunos de los diseñadores y pensadores de la moda más importantes en España, que muestran de una manera cercana su visión acerca de la industria y cómo la moda y las tendencias son una herramienta para analizar la sociedad y cada momento histórico. Mientras que la segunda parte es una recopilación de 25 artículos que profundizan sobre la relación de la moda con la cultura, el arte, la antropología o los medios de comunicación.

La moda refleja en su colorido y sus tendencias la preocupación ecológica, las crisis económicas, las nostalgias de tiempos mejores. Ha encontrado un sitio en el mundo del arte y la cultura y, aunque es sujeto de influencias, también ella logra influir en la dinámica de los gustos y los acontecimientos. La moda refleja los valores y contravalores de la sociedad, pero su gran variedad de estilos y tendencias hace que sea también una forma de expresión individual”, explicaba recientemente Figueras en una entrevista. El problema llega cuando la mezcla de tendencias, el ritmo frenético al que avanza la sociedad y la falta de tiempo para pararse a pensar provocan una pérdida de la identidad y una falta de personalidad y valores definidos. En este caso, la manera de vestir no se convierte en reflejo de la identidad sino en reflejo de un interior caótico y despersonalizado que se deja llevar ciegamente por las tendencias.

Ante esta situación, lo que en el libro se plantea en principio como un análisis de la moda termina siendo un examen más profundo de la sociedad actual. Su aspiración es aportar orden y claridad a una sociedad sin tiempo para reflexionar a la que le resulta cada vez más difícil encontrar su identidad y comunicarla al exterior traspasando los límites de la apariencia.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares