La ira del fuego

Siruela. Barcelona (2008). 168 págs. 16,50 €. Traducción: Pontus Sánchez Giménez y María Teresa Giménez González.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

En La ira del fuego Henning Mankell continúa la historia de Sofia, niña en El secreto del fuego y adolescente en Jugar con fuego. Esta vez Sofia está casada con Armando y ya tiene tres hijos pequeños, Leonardo, Maria y Rosa. Armando trabaja en un taller mecánico en la ciudad y vuelve al pueblo los fines de semana. Todo cambia dramáticamente cuando Sofia descubre y confirma que Armando la está engañando con otra mujer.

En conjunto, la trilogía compone un intento elogiable de mostrar la dureza de algunas vidas en África: la mejor es la primera novela, la más floja es la segunda, y esta tercera novela está bien porque tiene gran fuerza documental: las cosas se cuentan bien y de modo convincente, en tercera persona pero desde dentro de Sofia, que acaba siendo un personaje bien perfilado sobre todo a partir de sus actuaciones.

No de modo muy acentuado, como en la segunda novela, en esta también el autor deja los acentos narrativos y entra en el interior de la protagonista para formular pensamientos que, al menos a un lector como yo, le suenan totalmente primermundistas, y no tanto en su contenido como en su formulación.