El derecho a disentir

El derecho a disentir

EDITORIAL

CIUDAD Y AÑO DE EDICIÓNBarcelona (2021)

Nº PÁGINAS400 págs.

PRECIO PAPEL24 €

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Quien hoy disiente se arriesga a no salir en la foto, pero a Mauricio Wiesenthal, humanista empedernido, le trae sin cuidado. Su vocación siempre ha sido la de cultivar el espíritu, aprovechando el rico legado que se condensa en Europa. En esta recopilación de escritos, de temática variada y llenos de los nombres de quienes, con su pluma, sus estandartes, su fe o sus convicciones han forjado algo más que un continente, reivindica lo que hoy, para nuestra desgracia, se apaga: el humus comunitario, la savia de esos valores sublimes que, como talismanes, resplandecían antes de que se cerniera sobre el sueño europeo la pesadilla de los totalitarismos.

Pero este escritor culto y exquisito no tiene tiempo para componer elegías. Ciertamente echa de menos el estilo, el respeto por la verdad y el resplandor de la Europa de Erasmo o la estirpe de Goethe –o sea, la alta cultura–, pero está presto para el combate. Se niega a dejar esa vieja herencia que aún palpita, en manos de unos bárbaros que son incapaces de diferenciar el trap de una suite de Bach. No se trata de elitismo: la cultura es lo más libre e igualitario que hay, porque humaniza a quien se arroja desinteresadamente en sus brazos.

Rilke, los periódicos, cafés avejentados, un anochecer junto al Sena, Grecia y su cultura, las pasiones o el folklore son algunos de los asuntos que Wiesenthal aborda en este ensayo que ha tardado más de cincuenta años en escribir y que, de algún modo, culmina su trayectoria. En él hay reflexiones inolvidables, como aquella que relaciona el aprendizaje con la disciplina, o la que revela su desconfianza hacia cualquier forma de poder. Se encuentran también intuiciones de corte pascaliano: en su opinión, una sociedad que no valora el silencio difícilmente puede prosperar. Wiesenthal escribe, pues, sobre sus ángeles y sus demonios, y no tiene reparo en confesar que sitúa en el lugar más bajo del infierno a aquellos que vulneran las normas básicas de educación.

Admirador de los clásicos, ha logrado escribir no solo un panegírico de la vieja Europa que todo humanista añora, sino también un ajuste de cuentas llamado a perdurar. Con voluntad de estilo e ingenio, El derecho a disentir es un manual para conservadores no dogmáticos que deseen inspirarse y armarse de pasión antes de enfangarse en la batalla cultural. Auténticamente delicioso. 

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Funcionalidad exclusiva para socios de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres socio conéctate a tu cuenta para poder comentar. Si aún no eres socio, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.