Clásicos sobre la Iglesia y la fe en el mundo contemporáneo

Junto con las novedades, algunas editoriales publican obras clásicas. Es el caso de estos libros que se presentan a continuación: ensayos importantes que meditan sobre la Iglesia y la fe y que por su calado merecen ser leídos de nuevo o por primera vez.

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Pablo VI fue beatificado en octubre de 2014 y esta celebración ha despertado de nuevo la atención sobre su figura. La editorial Encuentro ha publicado dos obras fundamentales para entender la personalidad de Montini, su pontificado y el compromiso de la Iglesia con el mundo.

Antes de su papado, Jean Guitton (1901-1999), conocido filósofo francés, ya había tratado a Pablo VI. Tanto en sus Diálogos con Pablo VI (Encuentro, Madrid, 2015, 341 págs., 24 €), de 1967, como en Pablo VI secreto (Encuentro, Madrid, 2015, 160 págs., 16 €), escrito a raíz de la muerte del pontífice, nos descubre el lado más íntimo de un Papa que tomó el timón de la Iglesia en un tiempo histórico convulso.

Guitton destaca la contemporaneidad de Pablo VI, y en esta característica –era un hombre que amaba y entendía su tiempo– cree que estriba su importancia para la Iglesia: enamorado de su ministerio, fiel a su vocación, fue imprescindible para la continuidad y el desarrollo del Concilio Vaticano II. Para Guitton, aunque a veces injustamente incomprendido, Pablo VI ejerció una admirable y humilde paternidad y ensanchó el horizonte del cristianismo al hacerle tomar conciencia de sus responsabilidades. Su implicación en los problemas del hombre contemporáneo y su reflexión sobre la cultura hermanó a la Iglesia con el mundo de un modo que han continuado fielmente sus sucesores.

La editorial Encuentro está publicando también la obra de Marie-Joseph Le Guillou (1920-1990), teólogo francés, que recuperó la lectura de la tradición y reivindicó su venero teológico en la década de los sesenta y setenta del pasado siglo. En La Iglesia, luz en nuestra noche (Encuentro, Madrid, 2015, 166 págs., 12 €), busca “despertar a los cristianos el sentido de la confesión de fe” en un contexto de desorientación y crisis para muchos fieles. Leído hoy, este ensayo –a medias entre lo teológico y lo espiritual– no ha perdido su actualidad: enraíza de nuevo al cristiano en el misterio de la cruz y a partir de ella recuerda el origen apostólico de la Iglesia, su fundación cristológica y el carácter esencialmente eclesial de la experiencia cristiana. Rica y sugerente, la teología de Le Guillou se manifiesta fecunda por su sincera y profunda espiritualidad.

El sacerdocio femenino es un tema de los que vuelven reiteradamente a la opinión pública. Y aunque el magisterio ha sido claro al respecto, la reflexión que el teólogo francés Louis Bouyer (1913-2004) realizó en Misterio y ministerios de la mujer (Fundación Maior, Madrid, 2014, 110 págs., 12 €), no ha perdido ni actualidad ni finura. Bouyer entiende que desde una perspectiva antropológica, el reconocimiento de la igualdad no exige soslayar la riqueza implícita en la diversidad sexual. Aporta una gran comprensión de la condición sexuada y de las diversas vocaciones espirituales. Lo que se descubre es la hondura de la visión cristiana del hombre y de la mujer y la riqueza de los ministerios y sensibilidades que acoge la Iglesia.

Una claridad similar sobre la fe y sobre sus fundamentos es la que aportaba el entoncespPrefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Joseph Ratzinger, en la entrevista que concedió a Vittorio Messori en 1987. Porque Informe sobre la fe (BAC, Madrid, 2015, 210 págs., 11,50 €) constituye un profundo repaso por la situación del cristianismo contemporáneo en el mundo y sobre la vocación de la Iglesia en él. Responde, con mucho sentido común, a las dudas que se puede hacerse todo cristiano.

Ratzinger contesta con comprensión a los temas más polémicos y a las críticas más ásperas. Como intelectual, su teología nace repensando el contenido de la fe y de su amoroso compromiso con la verdad. De ahí que no esquive las objeciones. Con independencia de lo que pueda resaltarse de esta entrevista que se reedita de nuevo –el gobierno de la Iglesia, la burocracia vaticana, los milagros, los novísimos o el futuro del ecumenismo, muchos de ellos hoy también temas candentes–, habría que destacar dos cosas: la continuidad histórica del magisterio y su solidez intelectual en un momento más proclive al paso vertiginoso de modas, ideas y opiniones. Un libro que constituye una invitación a celebrar eclesialmente la fe.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares