Dinero + prestigio = buen puesto en el “ranking” de universidades

En las listas buenas, todos quieren estar en cabeza, y los “rankings” de universidades son de esas que animan a los centros de altos estudios –y aun a los gobiernos– a poner toda la carne en el asador para estar bien arriba. Es cuestión de prestigio, y el dinero lo huele. Un artículo de The Economist describe cómo ha ido articulándose el mecanismo de los rankings, desde que en 1998 el entonces presidente chino, Jiang Zemin, anunció un proyecto para

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares