Cómo tener Big Data sin el Big Brother

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 8m. 13s.
La recopilación y el análisis de grandes volúmenes de datos ya no es solo obra de un Estado policial, sino la actividad continua de muchas empresas. Los llamados big data no sirven para todo, ni resuelven los males del mundo, pero permiten nuevos servicios muy útiles, desde el simple corrector ortográfico al control de las epidemias de gripe. También suponen nuevos peligros para la libertad y la intimidad de las personas. Una versión de este artículo se publicó en el

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción