La inquisición española. Una revisión histórica

TÍTULO ORIGINALThe Spanish Inquisition. An Historical Revision

GÉNERO

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Editorial Crítica. Barcelona (1999). 360 págs. 3.900 ptas. Traducción: María Morrás.

Hace casi treinta y cinco años, un joven doctorando de la Universidad de Oxford llamado Henry Kamen publicaba The Spanish Inquisition; la primera versión española editada por Grijalbo apareció en 1967. Su autor se proponía poner al día el estudio de la cuestión teniendo en cuenta la reacción crítica contra el tribunal (desde Antonio Pérez, ex secretario de Felipe II, hasta J.A. Llorente, funcionario del último tribunal inquisitorial madrileño), y el tiempo transcurrido desde la publicación de obras clásicas como las de H.Ch. Lea (1908) y C. Roth (1937). Kamen intentaba, desde esta primera edición, situar el Santo Oficio en su contexto histórico, subrayando la simbiosis de política y religión presente en la historia del tribunal. Las ediciones posteriores del libro (Crítica, 1988, reescrita y ampliada; 1999, notablemente mejorada) mantienen un esquema interno semejante: el tribunal ante los falsos conversos judíos y moriscos; su postura ante los núcleos protestantes y las desviaciones morales en el pueblo; organización y procedimiento; conflictos con la Santa Sede y juicios famosos; declive del tribunal.

La versión de 1988 se subtitulaba Inquisición y sociedad en España, y presentaba un aparato crítico más amplio que la de 1967, ya que aparecen las aportaciones de la inmensa bibliografía sobre el Santo Oficio publicada en 1983 por Van der Vekene y del Congreso sobre la Inquisición celebrado en Cuenca en 1978, auténtica piedra miliar de la investigación científica acerca del tribunal. Se destaca en esta edición el concepto de instrumento de control social, expresión acertada para expresar la naturaleza de la Inquisición, si bien se subraya que muchos españoles no tuvieron ninguna relación directa con el Santo Oficio. Kamen introduce además el estudio de la religiosidad popular, de la actividad inquisitorial en Portugal (bajo dominio español), de las relaciones del tribunal con la Contrarreforma y la Ilustración.

En la nueva edición destacan, desde el punto de vista formal, la amplitud de notas y la introducción de un glosario, una bibliografía general y un índice onomástico. Llama la atención la rectificación introducida por Kamen en los comentarios a las ilustraciones, ya que -señala con acierto- algunos grabados sobre la actuación del tribunal no corresponden a la realidad histórica. Añade también las recientes aportaciones de expertos y presta mayor atención a los tribunales de la Corona de Aragón. Asimismo, mejora el estudio de otros temas como la literatura y la ciencia en relación con el control inquisitorial, el funcionamiento de los tribunales, el impacto social de la limpieza de sangre, y los bulos y mitos sobre el tribunal.

Kamen consigue en esta última edición realizar una efectiva revisión histórica del Santo Oficio. Sorprende, sin embargo, que el autor no se refiera al Centro de Estudios Inquisitoriales creado tras el Congreso de Cuenca y su Historia de la Inquisición en España y América (BAC, 1983). También se echa en falta una reflexión sobre la Inquisición medieval y el origen de la identificación entre herejía y delito público. Tampoco se trata con suficiente atención la figura de Torquemada, tan mítica como desconocida para muchos eventuales lectores, y datos más concluyentes sobre los ajusticiados por el tribunal. Quizá algunos echen de menos alguna alusión a la postura actual de la Santa Sede que ha impulsado precisamente a realizar una revisión crítica. En cualquier caso, el libro arroja luz sobre muchas y serias preguntas que se plantean en torno a la Inquisición Española.

Beatriz Comella

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares