El sentido del sufrimiento

Miguel Ángel Monge Sánchez y José Luis León Gómez

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Palabra. Madrid (1998). 270 págs. 1.700 ptas.

Este libro está escrito por dos sacerdotes que desarrollan su labor pastoral como capellanes en una clínica universitaria. Desde la experiencia y el enfoque cristiano del dolor y el sufrimiento, escriben los autores sobre la vida y la muerte, la ancianidad, los enfermos terminales, la salud y la enfermedad. Se dirigen tanto a quienes sufren como a quienes ven sufrir, a los que tratan de aliviar o de acompañar.

En la búsqueda de un sentido del dolor llegarán a la conclusión de que toda enfermedad tiene una dimensión espiritual, que ha de ser tenida en cuenta tanto por los pacientes como por los profesionales sanitarios que les atienden. Es por lo tanto imprescindible darse a sí mismo una respuesta acerca del sentido de la vida y la muerte para poder vivir con los enfermos, y ayudarles a vivir su enfermedad y, en especial, el último momento del vivir humano.

Los autores entran en el debate sobre la eutanasia y la significación del “morir con dignidad”: un enfermo debe saber que va a morir, y por tanto, ha de decírsele la verdad de su estado; pero también hay que compartir con él la decisión sobre los tratamientos médicos que se sigan, y procurar que mantenga, en lo posible, ciertas actividades y relaciones, que su familia pueda estar con él en esos momentos y, a ser posible, en su casa y no en un hospital. Pero la eutanasia no es ninguna “solución” válida ante la muerte.

La muerte, como momento crucial de la vida humana, debe afrontarse, es decir, ponerla ante uno mismo, y buscar su sentido. Ese sentido, de modo pleno, sólo puede encontrarse desde una óptica trascendente, más allá de los argumentos racionales: Jesucristo es el que da pleno sentido a la vida y también a la muerte. Ahí está la base de su labor como capellanes en un gran centro hospitalario, y lo mucho que, desde su experiencia, aportan al lector.

Francisco Javier León Correa

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares