Iglesias cristianas custodiadas por musulmanes en Yakarta

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Los cristianos de Yakarta han celebrado la Navidad en iglesias custodiadas por la policía y por varios miles de miembros de algunas organizaciones islámicas.

Como había habido amenazas e indicios de atentados contra templos cristianos durante la Navidad, el gobierno desplegó en Yakarta 17.000 policías para proteger las iglesias. A esta operación, que se prolongará hasta el 3 de enero, se han sumado 7.000 miembros de 11 organizaciones musulmanas, que quieren mostrar así su rechazo de la violencia y su deseo de una buena convivencia entre musulmanes y cristianos.

Se trata de evitar que se repita lo ocurrido en las Navidades de 2000, cuando 29 iglesias fueron atacadas con bombas por la Jemaah Islamiyah, un grupo con conexiones con Al Qaeda. El gobierno piensa que, para que no arraigue el integrismo islámico, hacen falta no solo medidas policiales sino también signos de cooperación entre las diversas comunidades religiosas.

“Queremos mostrar nuestro respeto por los cristianos y, además, que no se nos eche la culpa de ningún ataque”, ha declarado al “Christian Science Monitor” Irwan Arsidi, secretario del Frente de Defensores del Islam, un grupo musulmán muy militante. Las dos principales organizaciones musulmanas, la Muhammadiyah y la Nahdlatul Ulama, que dicen tener unos 70 millones de miembros entre las dos, mantienen que en sus escuelas se trata de inculcar una “yihad” pacífica.

Indonesia es el país del mundo con más musulmanes. De sus 242 millones de habitantes, el 88% son musulmanes, el 8% cristianos, el 2% hindúes y el 1% budistas. Durante mucho tiempo hubo una buena armonía entre ellos, pero en los últimos años el incremento del integrismo islámico ha provocado choques.

El pasado noviembre, la policía desarticuló el grupo del terrorista Azahari ben Husin, de la Jemaah Islamiyah, que estaba proyectando atentados con explosivos contra iglesias cristianas de Malang (Java Oriental) para estas Navidades. Azahari se suicidó durante la operación policial. Malang es conocida porque allí hay abundantes centros de instituciones religiosas.

El peligro de ataques terroristas ha llevado también a que la policía extreme las medidas de seguridad en torno a las iglesias en la diócesis de Maumere, según informa AsiaNews. En toda la provincia se ha dado la orden de “máxima alerta”, ante el riesgo que corren los lugares de culto católicos, confirmados por los planos encontrados en la casa del terrorista Azahari y por advertencias de otras fuentes.

Maumere se encuentra en la isla Flores, y tiene una población de 270.000 habitantes, casi todos católicos. En su territorio hay 30 parroquias y 210 escuelas católicas, y cuenta con 123 sacerdotes. La diócesis fue erigida por Benedicto XVI el pasado 14 de diciembre.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares