Avanza el proceso de canonización de Juan XXIII

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 1m. 56s.

Al cumplirse los treinta años de la muerte de Juan XXIII, mucha gente se pregunta cómo va su proceso de beatificación. Con ocasión del aniversario, el Vicepostulador de la causa, Mons. Mario Benigni, ha explicado la marcha del proceso. Se han recogido las declaraciones de los testigos en dos procesos orales diocesanos ya terminados, uno en Bérgamo -ciudad natal del Papa Roncalli- y otro en Roma, donde falleció. Después se inició la fase de estudio en la Congregación para las Causas de los Santos para preparar la Positio, una exposición sistemática de las pruebas recogidas en los procesos, sobre la que los teólogos de la Congregación juzgarán acerca de su santidad de vida. Este documento aún no ha sido presentado.

El Relator nombrado en la Congregación para dirigir la preparación de la Positio es el dominico P. Ambrogio Eszer. La iniciativa para el avance de la causa depende en gran parte de los trabajos de una comisión, presidida por el Vicepostulador, que ayuda a preparar dicho documento.

A la vez que se redacta la Positio, para acelerar el ritmo de la causa, se han presentado dos milagros atribuidos a la intercesión de Juan XXIII. Ahora se encuentran en fase de estudio a cargo de una comisión de médicos. En caso de que éstos dieran un veredicto favorable, pasarían a la Congregación para las Causas de los Santos para su aceptación y aprobación.

El proceso de canonización de Juan XXIII se abrió en 1966, en la diócesis de Bérgamo. El obispo de esa ciudad, monseñor Gaddi, se constituyó en promotor de la Causa y la confió a la Postulación general de los franciscanos en atención a que Juan XXIII fue miembro desde los catorce años de la Tercera Orden Franciscana.

Ya en 1964, al año siguiente de su fallecimiento, se recogieron en la diócesis más de 50.000 firmas para solicitar la apertura del proceso.

A principios del pasado junio, tres mil fieles de Bérgamo fueron a Roma para conmemorar el 30º aniversario de la muerte de Juan XXIII. Participaron en una Misa celebrada por el cardenal Angelo Sodano, secretario de Estado, y fueron recibidos en audiencia por Juan Pablo II.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares