Eurodiputados de todas clases

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Forman un Parlamento multinacional -como lo era, por ejemplo, el del Imperio Austro-Húngaro-. Hay un “Sir”, un “Graf” y dos “Baroness”, gente nacida en 1924 (el socialista italiano Giovanni Berlinguer) y en 1976 (el demócrata-cristiano alemán Daniel Caspary). Unos pocos están ahí desde las primeras elecciones directas en 1979; otros, desde el 10 de enero de 2008; los hay nacidos en Caracas o en Leninabad (antigua URSS), en Vietnam, en Argel o en Ankara.

Algunos han sido ministros, primeros ministros incluso; otros, alcaldes o alcaldesas (y algunos lo siguen siendo). Algunos han estado en la cárcel, como disidentes en algún país que era comunista; otros, en huelga de hambre por alguna causa; uno publica en su currículo oficial: “Portavoz y líder de la revolución de mayo en París”. Uno de sus grupos engloba -según dice- a “los críticos con la UE, los euroescépticos y los euro-realistas”. Dos de sus anteriores presidentes están en proceso de beatificación. Esto no es un retrato-robot del Parlamento Europeo: tan sólo una pequeña muestra de quienes los ciudadanos europeos (si por Europa entendemos los países miembros de la UE) han elegido para representarlos.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares