Sjón

1.Oct.2008
La historia de esta novela tiene una enorme contundencia, pero está narrada de forma que el lector no percibe ninguna clase de didactismo en la lección moral que da a favor de un comportamiento piadoso y verdaderamente humano.