Beryl Markham

18.Abr.2012
De manera evocativa y poética, la autora recuerda su vida en Kenia en el primer tercio del siglo XX. Un libro más personal e intuitivo que las Memorias de África de Dinesen.