Las familias francesas podrán tener filtrado gratuito de Internet

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

A partir del año próximo, los padres franceses podrán disponer gratuitamente de filtros para evitar que sus hijos encuentren contenidos indeseables cuando usen Internet. Los proveedores de acceso a Internet ofrecerán este servicio a todos sus abonados: a ello se han comprometido por un acuerdo suscrito con el gobierno el pasado 16 de noviembre.

El plan acordado tendrá que entrar en funcionamiento antes del segundo trimestre de 2006. Los proveedores de acceso estarán obligados a ofrecer el filtrado a todos los nuevos clientes, sin ningún cargo adicional. También tendrán que hacer una campaña de información destinada a los abonados actuales (unos 12 millones), para alentarles a instalar los filtros.

Francia será el primer país que implante un sistema de protección semejante. El gobierno llevaba tiempo negociando con los proveedores de acceso y les había amenazado con imponer el filtrado por ley si no se avenían a un acuerdo. Al principio, el gobierno quería que el filtro se instalara automáticamente cuando el nuevo abonado activara el acceso, y quien no lo quisiera tuviera que anularlo. Los proveedores han conseguido que no sea así, a cambio de prometer que estimularán y facilitarán el uso del filtro.

El Estado contribuirá con una campaña oficial para advertir a los padres de los riesgos de Internet y animarles a utilizar filtros, hasta ahora poco extendidos en Francia. Según una encuesta encargada por el gobierno, el 71% de los padres con hijos de 6-15 años consideran que Internet es peligroso para los chicos; al mismo tiempo, el 31% no conocen que existen filtros y, de los que lo saben, solo los utilizan el 25%.

El gobierno exigirá que los filtros gratuitos cumplan un pliego de condiciones, para asegurar que tengan eficacia y calidad suficientes. Entre otras cosas, habrán de ofrecer tres niveles de protección: para niños, adolescentes y adultos.

Esto supone que el gobierno tendrá que negociar también con los productores de filtros. Los proveedores de acceso han advertido que el plan acordado no será viable si no pueden conseguir filtros a un costo razonable. Por eso, se han apresurado a decir, esperan que el gobierno aplique tanta presión sobre las empresas de filtrado como ha ejercido sobre ellos.

Entre los proveedores que operan en Francia, AOL ya tiene un filtro gratuito para sus abonados. Casi todos los demás ofrecen esta opción por unos 4-5 euros al mes, en algunos casos dentro de un paquete que incluye antivirus u otras aplicaciones de seguridad.

El control parental se extiende también a los videojuegos, gracias a consolas que permiten a los padres impedir el uso de juegos que no consideren apropiados para sus hijos. La Xbox 360, recién lanzada por Microsoft, tiene esta opción; Sony y Nintendo anuncian que incluirán control parental en las nuevas consolas que sacarán el año próximo.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares