Defender la vida en Europa desde las bases

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

La Iniciativa Legislativa Popular (ILP) “One of Us”, en la que dos millones de ciudadanos de toda la UE solicitaban que se respetara la integridad del embrión humano y no se emplearan fondos públicos para atentar contra la vida humana, fue inexplicablemente rechazada en su tramitación por la Comisión Europea saliente en mayo pasado sin proponer nada al Parlamento, pero los defensores de la vida no se han cruzado de brazos.

El viernes 28 de noviembre, en la oficina del Parlamento Europeo en Madrid, tuvo lugar la presentación de la Federación Europea en Defensa de la Vida y la Dignidad Humana “One of Us”, que congrega a 29 entidades civiles de 16 países, y que continuará sumando organizaciones que entienden la necesidad de impulsar esta causa en un contexto dominado por la cultura de la muerte.

Una de las primeras acciones de la Federación, según explicó el ex eurodiputado popular Jaime Mayor Oreja a los medios de comunicación, será un gran encuentro de las asociaciones integrantes en París, en 2015, para ilustrar la situación actual de la defensa de la vida humana en el continente.

Asimismo, una iniciativa impulsada por el ex eurodiputado Carlo Casini persigue recabar, hasta junio del próximo año, la mayor cantidad de firmas de destacados filósofos, políticos y científicos a favor de la defensa de la vida, que se presentarán como sólidos argumentos a quienes toman las decisiones en Bruselas.

El contexto en que se impulsó la ILP “One of Us” fue y sigue siendo un contexto adverso, de mucha contradicción. “Un colega europarlamentario de izquierda, en privado, me dio la razón —dijo a Aceprensa el ex legislador Casini—, ¡pero después votó contra la iniciativa!”.

El también presidente del Movimiento Italiano por la Vida subrayó la necesidad de superar la contradicción de que la izquierda, que dice defender a los más pobres y débiles, mantenga una posición tan incoherente cuando se trata de la defensa de la vida del embrión y de ayudar a la mujer embarazada. “Debemos forjar una capacidad de persuasión que no descanse en la voz de un partido, sino en la voz de la sociedad”, apuntó

En sintonía con esta concepción, la fortaleza de la nueva estrategia de “One of Us” radica, en buena medida, en la fuerza de las bases de la Federación, pues no se trata de una entidad construida desde la cúspide política, sino por las organizaciones nacionales de base.

“Su éxito es nuestro éxito, y su fracaso es nuestra inexistencia”, aseguró Mayor Oreja, y añadió que “este debate lo ganaremos. Llevará tiempo, pero lo vamos a ganar, porque tenemos la razón”.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares