Pierre-François Sauter

18.Mar.2015
Una durísima historia, unas inspiradas interpretaciones y una realización ajustada “cocinan” este interesante y adusto retrato de las heridas que deja la mafia.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Para aceptar las cookies pulse el botón de aceptación. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.