El declive de los expertos

En un momento de fascinación por el análisis de datos y las minidosis informativas, es más fácil hacerse la ilusión de que conocemos bien muchas cosas. Y así, afirmamos con contundencia nuestro derecho a pronunciarnos sobre una variedad de temas, mientras desconfiamos de los expertos. Algunos autores indagan las causas de esta situación engañosa y proponen remedios para no dejarse arrastrar por la corriente de la posverdad. Nuestra época venera el big data y las estadísticas. Pero el imperio de

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares