Los Verdes franceses se acercan a la izquierda

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 1m. 51s.

Los Verdes franceses se acercan a la izquierda
La nueva estrategia supone un cambio respecto a la anterior autonomía política total

La asamblea general de los Verdes franceses ha decidido en Lille cambiar su “indefinición ideológica” -ni derecha ni izquierda, decían hasta ahora- por una postura que, en principio, supondrá un acercamiento a la izquierda. Eso dan a entender las palabras de la nueva dirigente, Dominique Voynet, representante de la mayoría del partido.

El 16 de noviembre los Verdes, reunidos en asamblea, decidieron apoyar con el 62,3% de los votos un borrador de programa, presentado por Dominique Voynet y otros dos dirigentes, que favorece el diálogo con la izquierda. Esto supone un cambio respecto a la corriente antes mayoritaria de Antoine Waechter, partidario de la autonomía política total, que sólo obtuvo el 34,7% de los votos.

Posteriormente, el partido escogió la nueva ejecutiva. Antoine Waechter, que ha pasado al grupo de la minoría, ha advertido que abandonará el movimiento si su corriente no está suficientemente representada en la dirección.

La nueva líder, Voynet, aseguró que los Verdes “se han colocado decididamente en oposición a la política gubernamental”. Waechter, por su parte, al saber los resultados, dijo: “El daño ya es inevitable, la izquierda ha tomado el dominio del movimiento ecologista”.

La asamblea de Lille era esperada por el partido, que necesita una recomposición tras el descalabro sufrido en las elecciones legislativas del pasado marzo, en las que sólo obtuvo el 7,5% de los votos, con lo que se quedó sin ningún escaño. En las elecciones regionales de 1992 los partidos ecologistas habían recibido el 14,7% de los votos.

Algunos analistas han explicado el fracaso por la postura titubeante del grupo ante la propuesta de Michel Rocard de formar un frente anticonservador junto con los socialistas. Ahora, en Lille, los Verdes han escogido una nueva postura abierta al diálogo político que sólo excluye a “la extrema derecha, los ultraliberales y los nacionalistas”.

No obstante, la nueva mayoría tendrá que contar con la corriente de Waechter, pues en el partido de los Verdes una minoría suficiente es capaz de bloquear las decisiones mayoritarias.

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares