Los derechos humanos no son el caballo de Troya de Occidente

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Berlín.— “Ortodoxia y derechos humanos” se tituló la conferencia que Bartolomé I, Patriarca Ecuménico de Constantinopla, pronunció la semana pasada en Berlín, en la Academia de la Fundación Konrad Adenauer. Gran parte de su discurso se refirió a las relaciones entre las Iglesias cristianas y los derechos humanos, “que con razón están considerados como uno de los grandes logros políticos de la historia hacia un mundo más libre, más justo y más humano”. Bartolomé I no omitió señalar que al

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares