Charles Cane
Una de las cimas del cine negro, estrenada en 1953. Un sargento de la policía de Nueva York investiga el suicidio de uno de sus superiores. Una turbia trama de corrupción se va destapando.
Una banda de delincuentes prepara un golpe para quedarse con la recaudación de un hipódromo en un día de carreras. Una de las mejores películas de Kubrick.

Contenido exclusivo para suscriptores de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres suscriptor conéctate a tu cuenta. Si aún no lo eres, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.