·

Gonzalo Gómez Bengoechea
Las necesidades de financiación del sector público copan el poco crédito que las entidades financieras están ofreciendo a los clientes.
Se puede salir de una crisis económica, pero no hay terapia sin dolor. Los casos de Alemania y de Irlanda confirman que el restablecimiento vino tras adoptar medidas impopulares.

Contenido exclusivo para suscriptores de Aceprensa

Estás intentando acceder a una funcionalidad premium.

Si ya eres suscriptor conéctate a tu cuenta. Si aún no lo eres, disfruta de esta y otras ventajas suscribiéndote a Aceprensa.