Los rusos regresan a su tierra natal

La guerra en las repúblicas vecinas es la causa principal de los retornos

Página 1

Desde la desaparición de la URSS, los rusos que vivían en otras repúblicas están volviendo a su país natal en gran número a causa de las guerras y la inseguridad. Desde 1989 hasta julio de 1994 Rusia ha atraído alrededor de 1,9 millones de personas; más de un millón provienen de las repúblicas de Asia central (principalmente Kazajstán, Uzbekistán y Kirguizia), 500.000 proceden de las repúblicas del Cáucaso (Georgia, Azerbaiyán y Armenia), y unos de 160.000, de los países bálticos.

Pero ha sido principalmente en los dos últimos años, a causa de las nuevas guerras, cuando ha aumentado más la inmigración, sobre todo de rusos: las estadísticas oficiales rusas registran 900.000 entradas en 1993 -casi 200.000 más de las que se permiten anualmente en Estados Unidos-, y 504.000 en el primer semestre de 1994.

Además de las guerras o conflictos armados (Chechenia, Armenia, Georgia o Tayikistán), también la eclosión del nacionalismo en los países de la Comunidad de Estados Independientes trae problemas de inseguridad o laborales a los rusófonos. Muchos otros vuelven porque ven más perspectivas profesionales en Rusia.

La migración neta (diferencia entre inmigrantes y emigrantes) se ha más que duplicado desde 1989. De una media de 250.000 inmigrantes netos anuales se ha pasado a 540.000 en 1993 y cerca de 400.000 en el primer semestre de 1994.

El caso de emigración más llamativo es Tayikistán, donde a finales de 1989 vivían unos 560.000 rusos. Desde 1992, la guerra civil les ha forzado a huir. Y las estadísticas oficiales rusas de 1994 calculan que sólo quedan allí unos 80.000.

Para afrontar el problema de los refugiados, en febrero de 1993 el gobierno ruso aprobó una ley que concede estatuto de "emigrante forzado" a quienes reúnen ciertas condiciones. El título otorga un teórico derecho a alojamiento y a algunos seguros, que no siempre se cumplen. Hasta el primer semestre de 1994 se concedió a 539.000 personas llegadas a partir de julio de 1992, la mayoría rusos.

A pesar de tantos inmigrantes, la escasa natalidad (entre otros motivos, por el gran número de abortos) hace que todavía siga disminuyendo la población rusa dentro del país. A principios de este año tenía 148,3 millones de habitantes; en total, 123.800 habitantes menos que un año antes.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.