Joan Rimbau

29.Dic.2016
Tras la separación de sus padres, Malo, un niño de seis años, se va a vivir con su abuelo, quien tiene fama de cascarrabias. La novela alaba la vida en contacto con la naturaleza y rechaza los excesos de la sociedad de consumo.