Carmen Cáceres

16.Dic.2015
En la ciudad francesa de Saint-Malo, en 1944, coinciden en unas extrañas circunstancias una niña ciega y un joven soldado alemán. El encuentro transmite optimismo y mucha humanidad.