Se extiende en el mundo la enseñanza escolar de la religión

Se invierte la tendencia observada durante el siglo XX

Página 1

En muchos países del mundo han aumentado las horas de clase dedicadas a la enseñanza de la religión, según revelan datos publicados en el último número de la revista Perspectivas (junio 2003), de la UNESCO. El incremento es "significativo", dicen los autores de la investigación, con respecto a lo observado hace diez años, cuando la UNESCO realizó el anterior trabajo sobre el mismo tema.

Según pone de manifiesto el estudio preliminar elaborado por la Oficina Internacional de Educación (OIE) de la UNESCO, durante los nueve primeros años de enseñanza obligatoria las clases de religión aparecen como materia común en los planes de estudio de 73 de los 142 países estudiados. En 54 países el tiempo medio que se dedica a las clases de la religión en los seis primeros años de colegio es de 388,4 horas, lo que supone el 8,1% del tiempo lectivo total. En algunos países el porcentaje es mucho mayor.

El estudio compara además el tiempo dedicado a la enseñanza de la religión en las distintas etapas escolares. De 44 países que facilitaron datos, 29 asignan más horas de clase de religión en los primeros seis años de enseñanza obligatoria, y 13 refuerzan la religión en los últimos tres. Los dos restantes dedican el mismo tiempo en todos los cursos.

Que la religión no figure como asignatura obligatoria ni optativa no quiere decir que no se imparta. De hecho, el estudio señala que de los 69 países donde la religión no es una de las materias comunes, en algunos como Alemania o Suiza, donde las competencias educativas están descentralizadas, hay regiones que sí ofrecen clases de religión.

Los últimos datos, dice el estudio preliminar, "indican una inversión de la tendencia al declive de la enseñanza de la religión que había caracterizado la mayor parte del pasado siglo XX". Hace diez años, cuando se examinó la enseñanza de la religión en cuatro periodos comprendidos entre 1920 y 1986, se pudo deducir que las horas dedicadas a esta materia habían ido disminuyendo a ritmo regular, aunque se había mantenido prácticamente constante el número de países donde se impartía. Por ejemplo, entre 1945-1969 y 1970-1986, las clases de religión bajaron del 5,4% al 4,3% del tiempo lectivo total.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.