Los autores europeos más traducidos en el Continente

Duras, Eco, Sagan, Forsyth, en los primeros puestos

Página 1

Dos estudios franceses sobre los autores europeos más traducidos en Francia y sobre los más traducidos a las nueve lenguas de la Comunidad Europea, sitúan en los lugares de honor a escritores como Marguerite Duras, Umberto Eco, Françoise Sagan o Frederick Forsyth. Pero el primer puesto, con gran diferencia sobre el segundo, corresponde a una autora de libros infantiles y juveniles, la sueca Astrid Lindgren, con 280 traducciones. Los estudios han sido realizados por la Dirección general del Libro, del Ministerio de Cultura francés.

De los 172 autores con al menos una traducción en Europa, cerca del 55% son británicos o franceses (48 y 44 autores, respectivamente). Les siguen de lejos los alemanes (15 autores), italianos (13), españoles (11) y checos (6).

Después de Lindgren figuran Marguerite Duras (215 traducciones), Ruth Rendell (189), Umberto Eco (167), Françoise Sagan (150). Otros escritores muy traducidos son Frederick Forsyth, Peter Handke, Milan Kundera, Henri Troyat, Michel Tournier...

A bastante distancia de los literatos más traducidos aparecen los autores de obras de pensamiento. En esta categoría, el primero es el inglés Desmond Morris (99 traducciones); tras él, Jürgen Habermas (75) y Jean Baudrillard (65). Más abajo figuran otros también muy conocidos, como Jean-François Lyotard, Hans Magnus Enzensberger o Tzvetan Todorov.

Pese a la abundancia de traducciones, el público tiene poco conocimiento de los escritores extranjeros. En otra encuesta, realizada sobre una muestra representativa de la población francesa mayor de quince años, el 75% de los interrogados declaran no conocer, ni siquiera de nombre, a un solo escritor europeo vivo no francófono. Los autores más citados por el 25% restante son Solzhenitsyn, Václav Havel, Umberto Eco, Salman Rushdie y Milan Kundera... autores que deben, sin duda, parte de su popularidad a razones ajenas a las puramente literarias. Tampoco los autores franceses vivos son muy leídos, pues el 41% de los encuestados no fueron capaces de mencionar a ninguno. Los más conocidos son Françoise Sagan, Hervé Bazin y Bernard-Henri Lévy.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.