EE.UU.: una madre de siete hijos agita el voto de los católicos

Página 1

Adriana González vive en Florida. Casada y madre de siete hijos a los que ha educado en casa, llevaba tiempo pensando cómo podía influir en la vida política. Hasta ahora, había promovido algunas medidas legislativas a favor del homeschooling. Pero a la vista de las elecciones presidenciales de noviembre, se preguntó qué más podía hacer. El resultado es un vídeo que lleva más de 2 millones de visitas, en el que pide votar a favor de quienes mejor defiendan la vida, el matrimonio y la libertad religiosa.

La historia del vídeo la cuenta Patti Maguire Armstrong en Catholic Lane. El pasado noviembre, Adriana y su marido Manuel decidieron organizar una merienda en casa para compartir su inquietud con otros amigos. Se juntaron unas 35 personas. Tras una sesión de brainstorming en la que cada uno iba aportando sus ideas, llegaron a una conclusión clara y distinta: “Queríamos que los católicos prestaran atención a una serie de cuestiones no negociables y pedir que votaran de acuerdo con su fe. No apoyaríamos a ningún candidato concreto”, explica Adriana.

La idea les vino al leer un discurso pronunciado por Benedicto XVI en 2006 ante unos parlamentarios europeos en el que señalaba algunos principios que no son negociables en el ámbito público: la protección de la vida desde el momento de la concepción hasta la muerte natural; el reconocimiento de la familia basada en el matrimonio entre un hombre y una mujer, que no debería ser equiparada a otras formas de convivencia; y la protección del derecho de los padres a educar a sus hijos.

Tras esa reunión, el matrimonio González puso en marcha la organización Catholics Called to Witness, dedicada a promover los tres principios señalados por el Papa. A ellos añadieron el de la libertad religiosa, puesta en entredicho en EE.UU. por la norma del Ministerio de Sanidad que impone –también a instituciones de inspiración religiosa– la obligación de financiar anticonceptivos, la píldora del día siguiente y la esterilización en el seguro sanitario.

A los pocos meses, surgió la idea de hacer un video para transmitir a los votantes el mensaje de los principios no negociables. Jeremy Wiles, propietario de la productora Creative Lab, asesoró a los González. También les ofreció su canal de YouTube para difundir el vídeo en cuanto estuviera listo.

“Test of Fire” muestra a un herrero forjando unas palabras que hacen referencia a algunos temas clásicos que aparecen en los programas de los candidatos políticos. Sobre algunos de ellos (“economía”, “empleos”, “impuestos”, “energía”...), los católicos tendrán posturas muy diversas. Pero luego hay otros temas con los que un católico consecuente no puede negociar a la hora de votar (“vida”, “matrimonio”, “libertad”...).

La imagen del fuego sirve para mostrar que no todos los temas en política tienen el mismo valor. Las decisiones económicas de un gobierno, por ejemplo, pueden perecer de una legislatura a otra. Son precisamente las decisiones sobre los temas que afectan a los principios no negociables las que configuran el estilo de vida de una sociedad. Por eso concluye el vídeo: “Tu voto comprometerá el futuro. Y será grabado en la eternidad. ¿Votarás por los valores que resistirán la prueba de fuego?”.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.