Cien mil jóvenes en el encuentro europeo de Taizé

Los participantes de Europa del Este han sido los más numerosos

Página 1

Más de cien mil jóvenes cristianos han participado en un encuentro celebrado en París del 28 de diciembre al 1 de enero por iniciativa de la comunidad ecuménica de Taizé. Desde 1978, año del primer encuentro, se ha multiplicado por siete el número de asistentes. Tras la caída del muro de Berlín, la juventud del Este de Europa forma el grupo más numeroso.

Cada vez más jóvenes acuden a estas reuniones. En 1978 asistieron unos 15.000 en París; en 1980, eran 25.000 en Roma; y cerca de 80.000 se juntaron en Praga, en 1990. La cifra récord se registró en Viena, en 1992, con 105.000 personas. A la reunión del 93, en Múnich, acudieron menos jóvenes porque el marco alemán encareció el viaje. Este año, de las cien mil personas (de 17 a 30 años) que han participado en el encuentro, más de la mitad provenía de las naciones del Este europeo, desde los países bálticos hasta Bulgaria. Entre los asistentes había católicos, protestantes y ortodoxos.

Los organizadores preparan cada año el encuentro a partir del mes de septiembre. Piden menos dinero a los jóvenes provenientes del Este y, para compensar, más a los de países occidentales. Este año el encuentro no ha sido caro; muchas familias han dado alojamiento, y el ayuntamiento, el ejército y las parroquias de París y alrededores han puesto a disposición de los jóvenes numerosos gimnasios, escuelas y salas.

Tradicionalmente, el Papa, el arzobispo de Canterbury, el patriarca de Constantinopla y el secretario general de las Naciones Unidas envían mensajes a las reuniones anuales que organiza Taizé.

El prior fundador de esta comunidad ecuménica es Roger Schutz, fraile de 78 años nacido en una familia de suizos protestantes. El hermano Roger lleva más de 50 años predicando el ecumenismo. Cada año dirige a los participantes en el encuentro la llamada "carta de Taizé", que suele ser el centro de la reflexión de la reunión. Es costumbre hacer por la tarde una oración en común que se traduce a las múltiples lenguas (este año, diecinueve) de los asistentes.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.