Un plan para atraer inversores y ahuyentar el crimen

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Duración lectura: 7m. 26s.
Los reportes acerca de los miles y miles de menores centroamericanos que cruzaban la frontera entre México y los estados norteamericanos de Arizona, California o Texas, fueron el pan cotidiano de los informativos el pasado verano. Fue una buena época para los “coyotes” —los individuos que cobraban por guiar a los chicos hasta su destino—, pero fueron días de confusión para las autoridades de EE.UU., que no sabían cómo detener aquella marea migratoria ni cómo lidiar con los recién llegados.

Contenido Oculto

Suscríbete a Aceprensa o inicia sesión para continuar leyendo el artículo.

Acceder
Suscripción

newsletter
cabecera_aceprensa

Reciba semanalmente por correo electrónico nuestros titulares