Mejora la situación de los negros en Estados Unidos

Baja la delincuencia, mejora el empleo y se eleva su educación

Página 1

Es el mejor momento de la población negra de Estados Unidos: más empleo, menos delincuencia, menos nacimientos fuera del matrimonio, más titulados universitarios, menos familias pobres. No todo son buenas noticias, pero algunas variables han alcanzado los mejores porcentajes desde que comenzaron a desglosarse por razas, según los datos de la Oficina del Censo de Estados Unidos. Al mismo tiempo, las diferencias con los blancos siguen siendo grandes.

Los 34,2 millones de negros estadounidenses han sufrido durante años unos elevados índices de pobreza, delincuencia, nacimientos extramatrimoniales, fracaso escolar y desempleo. Algunos aspectos no mejoran: nunca había habido tantos negros en prisión; sigue habiendo muchas diferencias de educación, especialmente en la universitaria; el 42% de los muertos a causa del SIDA son negros; y ha subido el índice de suicidios de negros jóvenes.

La tasa de paro (8,9%) tampoco es buena , si se compara con la de los blancos (3,9%); pero es la más baja de los últimos 25 años. Lo mismo sucede con los ingresos familiares medios, que han alcanzado el récord de 34.644 dólares anuales: aún son 21.000 dólares menos que la media de los blancos, pero suponen un aumento del 4,3% desde 1996.

Esto ha hecho que en 1995, por primera vez desde 1959, el índice de probreza entre la población negra bajara del 30%. En 1997, el número de negros pobres pasó a 9,1 millones, es decir, el 26,5% del total. En el caso de los blancos, es el 11%.

También han disminuido un 18% desde 1991 los nacimientos extramatrimoniales (-20% entre las adolescentes). Pero de los 8,5 millones de familias negras, en sólo el 46% los padres están casados.

La educación también mejora. Alrededor del 74% de los negros de más de 25 años ha terminado la enseñanza secundaria, y cerca del 14% tiene un título universitario.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.