El Observatorio

Bajan el gasto farmacéutico y el absentismo público

Página 1

Las medidas para contener el gasto farmacéutico en España han dado sus frutos a lo largo de 2012. Según las cifras publicadas por el Ministerio de Sanidad, lo que pagan las Administraciones por las medicinas recetadas a los ciudadanos bajó 1.190 millones en los once primeros meses de 2012, y todo apunta a que en el conjunto del año el descenso puede estar por encima del 10%.

El aumento del copago puede ser una medida discutida desde el punto de vista de la equidad, pero no cabe duda de que está siendo eficaz. La cifra del gasto farmacéutico estaba en descenso desde 2010 por medidas de racionalización decididas por el gobierno del PSOE, pero el ahorro ha recibido un impulso importante desde julio de 2012, cuando se produjo el aumento del copago decidido por el gobierno del PP.

Los datos permiten también observar el efecto de la medida de cobrar un euro por receta, aplicada en Cataluña y ahora adoptada también en Madrid. En Cataluña, de julio a noviembre de 2012, el número de recetas dispensadas fue un 20% inferior respecto a ese periodo del 2011.

El menor consumo farmacéutico no parece haber ido en detrimento de la salud pública. En el caso de los empleados del sector público puede decirse incluso que ha mejorado, aunque sea por otras causas. Así lo indica el hecho de que por primera vez el absentismo laboral en el sector público ha sido menor que en el privado.

Los datos recién publicados por el Instituto Nacional de Estadística muestran que en el tercer trimestre del año pasado el 1,75% de los empleados públicos no acudió a su trabajo por estar de baja por enfermedad, accidente o incapacidad, frente al 1,76% del sector privado. En el tercer trimestre de 2011 las tasas de absentismo ya estaban próximas: 2,09% en el sector público y 2,04% en el sector privado. Desde 2005, la mayor diferencia de estas tasas se registró en el primer trimestre de 2007, cuando el absentismo de empleados públicos (4,23%) era 1,41 puntos superior al del sector privado (2,82%).

Da la impresión de que tanto los empleados del sector público como los del privado temen ahora más perder el puesto de trabajo. Y los funcionarios tienen ahora más que perder también desde el punto de vista de las retribuciones. La instrucción de Jornada y Horarios, publicada el pasado 29 de diciembre, penaliza con reducción de retribuciones las situaciones de baja que no comporten incapacidad temporal (enfermedades leves como catarros o lesiones que no requieran baja médica).


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.