Ruben Brandt, coleccionista

Ruben Brandt, a gyüjtö

Página 1

Director: Milorad Krstic

Guion: Milorad Krstic, Radmila Roczov.
Animación.
96 min.
Adultos.
(S)
Estreno: 10-05-2019

El cine de animación sigue ampliando registros con el descubrimiento de nuevos autores de todas las latitudes. 2018 fue un año espléndido con películas tan taquilleras como Los Increíbles 2 (más de 1.200 millones de dólares en la taquilla mundial) y tan creativas e ingeniosas como Spider-Man: Un nuevo universo (Oscar a la mejor película de animación) o Ralph rompe Internet. Ruben Brandt, coleccionista se enmarca dentro de la corriente europea que en los últimos años pretender innovar en el terreno de la animación adulta. En esa misma línea estarían, entre otras, las españolas Arrugas y Un día más con vida, la polaca Loving Vincent, las propuestas israelíes de Ari Folman (Vals con Bashir, El congreso ) y las aportaciones irlandesas de Nora Twomey (El pan de la guerra y El secreto del libro de Kells).

Ruben Brandt, coleccionista cuenta la historia de un peculiar psicoterapeuta que no receta pastillas, sino que propone el arte como medicina curativa. El problema viene cuando el arte se rebela contra el doctor por medio de terribles pesadillas protagonizadas por personajes de obras de Picasso, Velázquez, Van Gogh o Rodin. A este argumento tan original se une una trama policiaca de robo a gran escala –de indudable estilo noir– de las grandes obras de arte que acechan los sueños del médico.

Este primer largometraje del esloveno Milorad Krstić, residente en en Hungría desde 1989, sorprendió en el pasado Festival de Sevilla de cine europeo, donde ganó el premio al mejor guion y a la mejor ópera prima. La película es un salto al vacío en toda regla que exige estar preparado. Cada plano está cuidado al detalle con incontables referencias pictóricas, que en algún momento caen en un barroquismo difícil de asimilar. El montaje de la película es un verdadero prodigio capaz de aunar escenas trepidantes de persecución con reflexiones filosóficas o contemplaciones de una belleza urbana inesperada. Sorprende el sofisticado sentido del humor de la película, que recorre algunos de los comportamientos esquizoides de una élite europea fascinada por el hermetismo artístico moderno.

El compositor rumano Cári Tibor (Timisoara, 1979) es un especialista en música sincrética capaz de combinar una variedad insólita de estilos. En la banda sonora de Ruben Brandt, coleccionista hay jazz, rock, folk italiano, húngaro y serbio junto a composiciones de Schubert, Haydn, Mozart o Stravinski. El magistral Nigthtbook del maestro italiano Ludovico Einaudi cierra la película. Esta riqueza musical logra una armonía muy valiosa capaz de dar vida a cada una de las escenas en sus diferentes estilos y ritmos.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.