EE.UU.: un tribunal declara inconstitucional el cheque escolar

El motivo es que favorece que las familias opten por colegios religiosos

Página 1

El Sexto Tribunal de Apelaciones de Estados Unidos ha declarado inconstitucional el cheque escolar en Cleveland (Ohio), alegando que viola la separación entre Iglesia y Estado. El cheque (Ohio Pilot Project Scholarship Program) se implantó para que las familias con pocos recursos pudieran elegir escuela. En agosto de 1999 un juez de distrito suspendió el programa, pero como el curso estaba a punto de comenzar concedió que los beneficiarios del cheque acudieran a los colegios privados que habían elegido hasta que dictara sentencia (ver servicio 150/99). Poco después, el Tribunal Supremo de Estados Unidos confirmó este aplazamiento.

En enero de este año, el juez prohibió gastar el cheque en colegios religiosos (ver servicio 4/00). Los partidarios del cheque recurrieron el fallo. El Sexto Tribunal de Apelaciones -que revisa las sentencias de los tribunales de distrito de Kentucky, Michigan, Ohio y Tennessee- acaba de sentenciar que el programa es inconstitucional. Por el momento, el caso de Cleveland es el que ha llegado a la instancia más alta. Y como el siguiente paso es recurrir al Tribunal Supremo de Estados Unidos, el caso de Cleveland podría ser el que resuelva si es o no inconstitucional que las familias con pocos recursos puedan recibir fondos públicos para elegir una escuela no estatal.

El argumento recurrente en contra del cheque sigue siendo la separación entre Iglesia y Estado, que entre otras cosas prohíbe financiar la difusión de la fe con dinero público. Pero además, la sentencia del Tribunal de Apelaciones introdujo un nuevo matiz: no hay verdadera elección porque muy pocos colegios privados no religiosos y muy pocos colegios públicos del centro de la ciudad (el cheque solo se aplica en Cleveland, no en el resto del territorio estatal) han participado en el programa. De hecho, el curso pasado el 96% de los 3.761 alumnos beneficiarios eligieron colegios religiosos.

Los partidarios, en cambio, recuerdan que la prohibición constitucional no debe significar hostilidad hacia los asuntos religiosos. No obstante, la baza más poderosa que manejan los padres de los alumnos con cheque y los legisladores municipales en el caso de que el Tribunal Supremo de Estados Unidos intervenga es que los resultados académicos son tan satisfactorios como se habían propuesto cuando idearon el programa. Mientras tanto, lo más probable es que el Tribunal Supremo vuelva a conceder que los cerca de 4.000 alumnos con cheque sigan beneficiándose hasta final de curso, como ya ocurrió el curso pasado.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.